Éxito en acción

Tips para decirle adiós a las deudas

¿Te dicen deudas y ya empiezas a sentir la presión por los pagos pendientes? ¡Detente por un momento! No es el fin del mundo y tampoco es imposible salir de ellas.

Es muy común que los efectos de la inflación y devaluación de la economía actual, te hagan pensar en gastos y más gastos. La preocupación constante de muchas madres, está en pensar cómo poder ayudar a sus hijos el día de mañana o cómo resolver los gastos del día a día. Siendo el peor de los casos, creer que endeudarte te ayudará a resolver tus pagos.

No te preocupes, aquí te enseño unos sencillos tips que te ayudarán a olvidarte de las deudas como una solución y encontrar la salida en una mejor planificación.

  • Olvídate de “pedir prestado”

En la mayoría de los casos, recurrir a préstamos no es la mejor idea. Así sea la cantidad más mínima, primero pregúntate si realmente necesitas eso que vas a pagar con dinero de otra persona. Si no es así, evita a toda costa esa opción como un común denominante para salir del paso. Eso solo pudiera traerte futuros problemas si no aprendes a organizar bien tus finanzas. Solo si es verdaderamente necesario, hazlo con la plena responsabilidad de pagarlo con prontitud.

  • Aléjate del facilismo 

Existen personas que les gusta lograr las cosas de manera fácil sin ningún tipo de esfuerzo ni sacrificio. Comienza a marcar distancia en todo lo que no te conviene ni te edifica. Tampoco fijes tu atención en “planes” o “trucos” que te ofrezcan enriquecerte de manera rápida. No hay nada más alejado de la realidad que eso. Recuerda lo que dice el artículo: Señales que indican que nunca serás rico

  • Piensa en positivo

Cuando piensas de manera positiva, la perspectiva de tu situación cambia radicalmente. Deja de perder tu tiempo pensando en las deudas (eso solo te generará frustración). En vez de eso, invierte tu tiempo. Planea ganar dinero de manera efectiva. Elabora una lista con tus habilidades y destrezas. Busca desarrollarte como persona y rodéate de quienes han logrado el éxito. Eso te motivará a salir adelante.

  • Vive más, gasta menos

Uno de los principales orígenes de las deudas, es mantener el pensamiento de gastar más de lo que ganas. Recuerda que para ser feliz, no necesitas estar gastando siempre. Elige opciones de disfrute como ir a un parque, salir a caminar, andar bicicleta o subir la montaña. Esas actividades que no requieran de gastos constantes. También, la clave está en elaborar un presupuesto mensual para que puedas medir tus entradas y salidas de dinero. Aquí te dejo más sobre eso en el artículo de mi amigo Asdrúbal Oliveros: ¿Cómo estructurar un buen presupuesto? 

  • Aprecia lo que tienes

El agradecimiento te ayudará a valorar mejor tus pertenencias y en consecuencia, lograrás el impulso que necesitas para avanzar. Observa a tu alrededor y reconoce todo lo que has logrado hasta ahora, lo que tienes y lo que tendrás en un futuro. Agradece cada ayuda recibida y cada esfuerzo de tu parte. Eso te ayudará a apreciar más la vida y a desprenderte de las “necesidades imaginarias”, que solo buscan perturbar tu tranquilidad.